ÚLTIMOS VÍDEOS

lunes, marzo 1, 2021
ColombiaDestacadosRegiones

Masacres en Colombia. Cinco jóvenes fallecieron mientras departían en una finca de Buga – Valle del Cauca

Cortesía: El Tiempo
97views

Lo que parecía una celebración, terminó en tragedia. En la madrugada del domingo 24 de enero, siete jóvenes fueron atacados por tres sujetos quienes llegaron hasta la finca Santa Marta, ubicada en la vereda Cerro Rico del corregimiento Chambimbal, del municipio de Buga (Valle del Cauca), mientras realizaban una fiesta privada. Cuatro de ellos murieron en el sitio, mientras que los tres restantes fueron remitidos hasta un centro asistencial, donde uno falleció por las múltiples heridas que le provocó el ataque sicarial.

Los cuerpos fueron identificados como Sara García de 18 años, Valentina Arias de 17 años, Nicolás Suárez de 18 años, Juan Pablo Marín de 18 años y Jacobo Pérez, de 18 años, quien pereció en el Hospital municipal de Buga. Mientras que los heridos son Ramiro Martínez Cuadros, de 60 años, quien era el mayordomo de la propiedad y Santiago Tascón Arboleda, de 17 años.

De acuerdo con una de las hipótesis, Wilson Alberto Pérez Murillo, propietario del inmueble, declaró ante las autoridades que su hijo, Jacobo, llegó al lugar sobre las siete de la noche del sábado, en compañía de un amigo, para departir con las demás personas que se encontraban en el sitio. Asegura que, cerca de las dos de la mañana del domingo 24 de enero, fue cuando arribaron los tres hombres con arma de fuego, preguntando por su hijo. Al parecer, uno de los jóvenes, salió en defensa del hijo del propietario, lo que provocó el cruce de disparos.

Otro informe revelado por la Revista Semana, enfatiza que las víctimas fatales fueron encontradas por las autoridades dentro de un jacuzzi. La prueba reina del caso está en uno de los teléfonos móviles de los atacantes, que quedó en el lugar de los hechos. Asimismo, se resalta un video circulado por redes sociales, en el que se observan a los siete jóvenes departiendo, horas antes del atentado.

De inmediato, el presidente Iván Duque ordenó la presencia del comandante del Ejército Nacional, Gral. Eduardo Zapateiro, y del Director de la Policía Nacional, Mayor General Jorge Luis Vargas, hasta el municipio, para llevar a cabo un consejo extraordinario de seguridad, donde se acordó un trabajo conjunto entre tropas del Ejército, uniformados de la Policía y funcionarios de la Fiscalía para la captura de los homicidas.

Por su parte, la gobernadora del Valle, Clara Luz Roldan, rechazó lo ocurrido y ofreció una recompensa de $150 millones de pesos para quien dé información que permita la captura de los responsables del ataque. La alcaldía de Buga sumó cincuenta millones de pesos a la recompensa, siendo en total $200 millones de pesos para ubicar a los tres sospechosos. Durante los primeros 25 días del año, se han registrado 6 masacres en el país, dos de ellas se originaron en el Pacifico colombiano.

Leave a Response